Desesperación de Carlos Joaquín por crecimiento de Morena en Playa del Carmen, ordena al PES lanzar ataques de “bandera falsa” para impugnar a Laura Beristain

Realidades.- El Gobernador Carlos Joaquín González manifestó su genética priista en el presente proceso electoral local en Quintana Roo para renovar alcaldías y que a su vez se combina con la elección federal.

Carlos Joaquín busca aumentar su poder a través del control de las cartas políticas del estado donde utiliza a prácticamente todos los partidos políticos. Utiliza al PRI de Cozumel para imponer a su sobrino Pedro Jaoquín Delbois, de igual forma utiliza al PAN-PRD para intentar mantener a Cristina Torres en Solidaridad y continuar gobernando la capital.

De igual forma, intentó y lo logró infiltrar MORENA, siendo el Municipio de Benito Juárez el caso más evidente para intentar derribar al Partido Verde y a los liderazgos borgistas del PRI que se mantienen atrincherados en el Palacio Municipal de Cancún. A su vez busca apaciguar a los perredistas benitojuarences que siguen esperanzados por recibir a Chanito Toledo como su candidato, para orgullosos portar el legado de Roberto Borge si ninguna dignidad política. (Ricalde-Osorio)

Por su parte en el Municipio de Solidaridad, Carlos Joaquín intentó de todo para que la candidatura de Morena se quedara en infiltrados impulsados desde su gobierno. Inclusive el gobernador había previsto un escenario para imponer a su incondicional Arturo Castro bajo las siglas de Morena ante el poderoso arrastre de López Obrador y por ende sacrificar a Cristina Torres (PAN-PRD), operación comandada por Miguel Ramón Martín.

Sin embargo, el CEN de Morena y Andrés Manuel López Obrador decidieron impulsar a la ex-perredista Laura Beristain por su amplia trayectoria en respaldo de las elecciones de 2006 y 2012 en respaldo de AMLO.

En ese sentido, Carlos Joaquín se encuentra frustrado por su incapacidad de manipular a la oposición en Quintana Roo como en los viejos tiempos priistas. Es por eso que por órdenes del gobernador a su empelado del Partido Encuentro Social (PES), el expriista Rubén Darío buscan atacar a la candidata de Morena, Laura Esther Beristain Navarrete.Por lo que ha emprendido una estrategia de guerra sucia de “falsa bandera” a través de panfletos producidos con la imagen de Laura Beristain y la de Andrés Manuel López Obrador en el marco de su próxima visita del 04 de mayo a Playa del Carmen, esto con el objetivo de impugnarla por actos anticipados de campaña.

La realidad es que los creadores de esos panfletos con la imagen Beristain-AMLO fueron impresos por órdenes del Gobernador Carlos Joaquín y fue orquestado por sus empleados del Partido Encuentro Social de Solidaridad, Quintana Roo.

En conferencia de prensa, Rubén Darío Rodríguez García, secretario general de Encuentro Social en Quintana Roo, mostró volantes con  la presunta publicidad de la candidata de Morena según el medio local Quinta Fuerza, portal de noticias ligado a Ariel Urtaza, empleado de Cristina Torres.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *